Monederos de estilo felino

El monedero gato:

Además del móvil y de las llaves de casa, ¿qué otra cosa no puede faltar jamás en tu bolso? Efectivamente: el monedero. Este artículo de uso ordinario dice mucho de su portadora, por lo que no deberíamos descuidar el diseño del mismo. Por ello, si eres una amante de los gatos y todo lo relacionado con su mundo, para ti un monedero gato es mucho más que una herramienta para guardar el dinero y las tarjetas: es una necesidad indispensable.

¿Cómo elijo bien a mi monedero gatuno?

Aunque el catálogo de monederos gato existente en el mercado en la actualidad es vastísimo, te aconsejamos que no solo te dejes guiar por el diseño del mismo: ten presente que vas a usarlo muchas veces al día, por lo que además de bonito debe ser práctico y resistente. En este sentido, los artículos que mejor desempeñan su labor y que mayor vida tienen son aquellos elaborados en piel auténtica. Su precio es algo más elevado, claro, pero a la larga el desembolso compensa con creces.
Asimismo, otro detalle importante es que el tamaño de tu monedero gato se ajuste a tus necesidades. Atendiendo a esta característica, nuestro consejo es que escojas un modelo de dimensiones moderadas, en el que quepa lo justo para manejarte con soltura a diario. Existen otros complementos destinados para guardar más cosas, por lo que no debes exigirle a tu monedero gato más que aquello para lo que ha sido creado.
En cuanto al diseño, puede decirse que existen dos variantes: una más casual y otra más formal o sobria. La mayoría de monederos gato está elaborada con colores pastel, pero en algunos de ellos predomina el negro, por lo que si quieres portar un complemento más elegante esta podría ser una buena opción. Asimismo, ten en cuenta si tienen o no broches metálicos, que también suelen sumar de cara a un estilo más sobrio. Para tener un estilo felino vayas donde vayas te aconsejamos también visitar nuestras selecciones de bolsos gatunos, mochilas inspiradas en los gatos y nuestros llaveros gatos.